EL AUMENTO DE PESO

12 enero, 2024

¿Cuáles son sus causas y sus soluciones?

Me doy cuenta de que, cuando me descuido en las comidas, tengo facilidad para subir de peso. En el presente, a pesar de mi cronograma ocupado, no siento que estoy comiendo más de la cuenta, pero sigo aumentando de peso. Además de comer en exceso, ¿hay otras causas que lleven a subir de peso?

La causa más común es el aumento de los tejidos grasos debido a una mayor ingestión de calorías, en relación con la energía gastada como producto del ejercicio y las actividades físicas. Las pequeñas fluctuaciones diarias en el peso pueden reflejar cambios en el equilibrio y la retención de líquidos. Un mayor consumo de sal puede resultar en una mayor retención de líquidos. En las mujeres, la variación de los niveles de hormonas femeninas (estrógeno y progesterona) puede producir una retención de líquidos, con cambios de peso corporal durante el ciclo menstrual.

Algunas enfermedades producen aumento de peso. Una de estas es la menor producción de hormonas de la tiroides (hipotiroidismo). Las insuficiencias cardíacas pueden llevar a retener líquidos, sal, y al aumento de peso. Puede asociarse con la hinchazón de los tobillos, los pies, e incluso el abdomen. Otros síntomas pueden ser la falta de aliento y la fatiga. La disfunción renal también puede resultar en la retención de líquidos y en un aumento de peso no relacionado con la ingestión de calorías.

Usted mencionó que tiene un cronograma intenso. Eso puede por cierto contribuir a ganar peso, dado que el estrés lleva a un aumento de la hormona cortisol, que estimula el apetito y aumenta el almacenamiento de grasa en el cuerpo. El estrés también puede estar asociado con la ingestión de comida chatarra, que suele tener muchas calorías, azúcares, grasas y sal. Asimismo, los patrones deficientes de sueño pueden aumentar los niveles de hormonas que estimulan la ingestión de alimentos y disminuir las hormonas que llevan a sentirse satisfecho (sentimiento de saciedad) al comer.

Ciertas medicaciones pueden afectar el peso corporal. Algunos antiinflamatorios comunes pueden causar la retención de líquidos, con la consiguiente fluctuación en las mediciones del peso corporal. Ciertos antidepresivos pueden estimular el apetito y llevar a subir de peso.

Hemos mencionado la retención de líquidos varias veces. Bebe agua pura y evita las bebidas azucaradas. Aun los jugos de fruta están llenos de fructosa (calorías), lo que lleva al aumento de peso sin el beneficio de la fibra consumida cuando se ingiere toda la fruta. Cuídate de los edulcorantes artificiales. En una próxima columna hablaremos más de ellos.

El comienzo de un nuevo año es un buen momento para evaluar los hábitos de salud. No hagamos tan solo resoluciones que seguramente dejaremos de cumplir poco tiempo después. Más bien, por la gracia de Dios, fijémonos objetivos realistas rindiendo cuentas a un compañero (cónyuge, amigo cercano). Considera cinco cosas que puedes hacer este año:

  1. Pésate cada mañana antes del desayuno y antes de beber agua. Los individuos que se pesan todos los días tienen mayores probabilidades de perder o mantener su peso.
  2. Lleva un registro de tu peso.
  3. Bebe mayormente agua fresca y pura.
  4. Come a horarios regulares, y evita comer entre horas o justo antes de irte a dormir.
  5. Realiza un chequeo anual y una prueba del metabolismo (niveles de azúcar, colesterol y lípidos), y pruebas de tiroides. Puede ser que sea suficiente con medir el nivel de la tirotropina (TSH).

Recuerda lo que dijo el apóstol Pablo: “Todo lo puedo en Cristo que me fortalece” (Fil. 4:13). Que este año que comienza sea un año de salud y felicidad en él. ¡Maranata!

  • Peter N. Landless

    Médico sudafricano, poseedor de tres especialidades médicas (Cardiología, Medicina familiar y Medicina Interna) que actualmente se desempeña como director del Ministerio de Salud de la Asociación General. Integró el equipo médico de Nelson Mandela, reconocido expresidente de Sudáfrica y Premio Nobel de la Paz.

Artículos relacionados

PENSAR EN POSITIVO

PENSAR EN POSITIVO

Un hábito que solemos practicar muy poco. Una paciente, preocupada y ansiosa, me confesó que a la mañana siguiente debía enfrentar un caso muy difícil. Tenía que atender a una persona bipolar que solía hablar aceleradamente y a quien le salían las palabras a...

ALIMENTOS COMO MEDICINA: ¿PUEDE LA DIETA CURAR LAS ENFERMEDADES?

ALIMENTOS COMO MEDICINA: ¿PUEDE LA DIETA CURAR LAS ENFERMEDADES?

Vivo en una zona rural donde no hay acceso fácil a la atención médica ni hospitales. Hemos escuchado que los alimentos deberían ser nuestra medicina y que la medicina está en los alimentos. Para nosotros, que tenemos escasa atención médica, nos resulta una frase muy...

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *