LA VENTAJA ADVENTISTA

28 febrero, 2023

Los estudios sobre la salud de los adventistas ¿se pueden aplicar a todo el mundo?

Hemos sido muy bendecidos al tener el mensaje adventista sobre la salud. Este mensaje está en lo cierto; los dos estudios sobre el estilo de vida de los adventistas dan fe de ello. No obstante, muchas personas objetan que estos estudios fueron realizados y conducidos por la Universidad de Loma Linda, en California, Estados Unidos.1 Surge entonces la pregunta: ¿Se pueden aplicar a todo el mundo?

Al respecto, cabe ampliar cierta información. Veamos. El Estudio de Salud Adventista 2 (AHS 2) continúa evaluando participantes de Estados Unidos y Canadá. Al haber incorporado cerca de cien mil personas, brinda una mayor diversidad étnica, racial y socioeconómica que estudios anteriores. Recientemente, el doctor Gary Fraser –investigador, erudito y clínico reconocido internacionalmente– ha dirigido el AHS 2 como investigador principal, con destacado liderazgo y servicio. El doctor Michael Orlich está ahora cumpliendo esa función.

En la actualidad, tres estudios basados en un universo estadístico de los Estados Unidos siguen adelante: el AHS 2, el Estudio de Religión y Salud Adventista, y el Estudio de Salud Adventista y Esmog. En Europa, Corea del Sur y, en tiempos más recientes, Argentina y África, se han iniciado también estudios de salud adventista.

Por su parte, acaba de publicarse la primera fase del último estudio de salud de los adventistas. El doctor Daniel Ganu, profesor de Salud Pública en la Universidad Adventista de África, ha estado al frente del Estudio de Salud Adventista Africano (ASDAHS).2 Este estudio se está llevado a cabo en tres divisiones de África, y está examinando si las enseñanzas de salud de la Iglesia Adventista han afectado la salud, la mortalidad y la morbilidad de los miembros de la Iglesia Adventista en África. Además, los datos reunidos evaluarán la salud y el bienestar de los miembros adventistas del África, y aportarán datos sobre estrategias e intervenciones de educación para la salud que se necesitan para mejorar los resultados integrales de bienestar y salud.

Los datos generales acumulados a partir de esos estudios son procesados con detenimiento, tomando en cuenta edad, sexo y etnicidad de los sujetos. Los estudios poseen números adecuados de sujetos, y tienen el poder estadístico adecuado para mejorar la credibilidad y la aplicabilidad en los diversos grupos poblacionales.

Nuestra columna ha enfatizado con frecuencia la robusta consonancia de los mejores resultados de la salud adventista por parte de la ciencia mundial, sometida a revisión de pares. Creemos plenamente que lo que la revista Time denominó “La ventaja adventista”3 se aplica en el nivel global a todos los que la adoptan, y resulta en menos cáncer, menos diabetes, mejor salud cardíaca y, posiblemente, una mejorada longevidad.

Felicitamos a los líderes, y a la iniciativa que han impulsado los diversos estudios de Salud Adventista en Estados Unidos, Europa, Corea del Sur, Argentina (todos en curso), y ahora África.

Como iglesia, tenemos la bendición de poseer instrucciones inspiradas sobre salud basadas en las Escrituras y en escritos de Elena de White; principios sólidos que han sido confirmados una y otra vez por las investigaciones de salud y la ciencia.

“Estén siempre preparados para responder a todo el que les pida razón de la esperanza que hay en ustedes. Pero háganlo con gentileza y respeto, manteniendo la conciencia limpia” (1 Ped. 3:15, 16, NVI). Nuestra esperanza y nuestra salvación se encuentran en Cristo. Su voluntad es que disfrutemos de shalom –vida plena– aun a pesar de nuestro quebrantamiento. Hemos recibido un mensaje integral de salud, y también la evidencia de que es efectivo.

Por gracia de Dios, vivámoslo.


Referencias

1 Para conocer estos estudios, puedes ingresar a: https://adventisthealthstudy.org/studies

2 https://drive.google.com/file/d/1erJCAjDGq9gY-Jy8sVcXDyrNekAdLD62/view

3 Time, 28 de octubre de 1966; Gary E. Fraser, Diet, Life Expectancy, and Chronic Disease: Studies of Seventh-day Adventists and Other Vegetarians (Oxford University Press, 2003).

  • Peter N. Landless

    Médico sudafricano, poseedor de tres especialidades médicas (Cardiología, Medicina familiar y Medicina Interna) que actualmente se desempeña como director del Ministerio de Salud de la Asociación General. Integró el equipo médico de Nelson Mandela, reconocido expresidente de Sudáfrica y Premio Nobel de la Paz.

Artículos relacionados

PENSAR EN POSITIVO

PENSAR EN POSITIVO

Un hábito que solemos practicar muy poco. Una paciente, preocupada y ansiosa, me confesó que a la mañana siguiente debía enfrentar un caso muy difícil. Tenía que atender a una persona bipolar que solía hablar aceleradamente y a quien le salían las palabras a...

ALIMENTOS COMO MEDICINA: ¿PUEDE LA DIETA CURAR LAS ENFERMEDADES?

ALIMENTOS COMO MEDICINA: ¿PUEDE LA DIETA CURAR LAS ENFERMEDADES?

Vivo en una zona rural donde no hay acceso fácil a la atención médica ni hospitales. Hemos escuchado que los alimentos deberían ser nuestra medicina y que la medicina está en los alimentos. Para nosotros, que tenemos escasa atención médica, nos resulta una frase muy...

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *