Quizá nos encontramos luchando por mejorar nuestro carácter, ser más felices y tener una mejor vida espiritual. Y nos olvidamos de que el cuidado de la salud tiene mucho que ver con todo esto. No en vano Dios nos ha dejado preciados consejos, tanto en su Palabra como en los escritos de Elena de White.

Cuando aceptamos vivir el estilo de vida que él nos ofrece, renunciamos a nuestros planes y gustos personales, para dejarnos transformar y guiar por su mano.

Muchos no desean realizar cambios, por miedo a abandonar lo que les gusta o les da placer. Pero debemos recordar que lo que Dios nos ofrece nos hará mucho más felices. Al poner en práctica los remedios naturales, nuestra vida, sin duda, mejorará.

Recordemos que “el conservar el cuerpo en una condición sana, a fin de que todas las partes de la maquinaria viva actúen armoniosamente, debe ser el estudio de nuestra vida” (CRA, p. 18).

Ingredientes:

• 3 tazas de garbanzos hervidos.

• 2 cebollas grandes en cubos.

• 3 dientes de ajo.

• 2 zanahorias ralladas.

• Perejil.

• 2 cucharadas de fécula de mandioca.

• Agua de la cocción del garbanzo.

• Sal marina.

• Polenta fina para rebozar.

Modo de preparación:

Rehogar las cebollas y las zanahorias (sin necesidad de usar aceite). Colocar las cebollas y las zanahorias rehogadas en la procesadora junto con los garbanzos, los dientes de ajo y el perejil.

Mezclar las dos cucharadas de fécula de mandioca con ¼ taza de agua de la cocción de los garbanzos, e incorporar junto con los demás ingredientes. Procesar hasta obtener una pasta suave y húmeda (no debe ser una pasta seca, porque al hornearla quedaría reseca). Con una cuchara, tomar un poco de la pasta y colocar sobre la polenta. Con la ayuda de las manos, dar la forma deseada a las hamburguesas. Llevar al horno, a fuego medio, hasta que estén doradas de los dos lados.

5 Respuestas

  1. meli

    Buenas tardes muy buena, rica, y saludable su receta muchas gracias por compartirnos recetas así para poder alimentarnos mejor nuevamente gracias. Bendiciones 🙂

    Responder

Deja un comentario: